investigaciontango.com

 
  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente

NELLY OMAR

E-mail Imprimir PDF

NELLY OMAR

DISCOGRAFÍA COMENTADA

PRIMERA PARTE

78 RPM EN EL SELLO ODEÓN

Por Pablo Taboada

La discografía de la señora Nelly Omar, tiene como la de todos los intérpretes del tango, varias aristas para analizar. En este caso, vamos a dar inicio a su labor fonográfica en carácter de solista para el sello Odeón. En tal empeño, no indicaremos aquí la producción anterior a 1950, que incluirían los trabajos de las hermanas Omar, algunas tomas radiales grabadas o discos particulares, como el tango “Después” de Hugo Gutiérrez y Homero Manzi en 1944; ni las notables grabaciones efectuadas como vocalista de la orquesta del maestro Francisco Canaro entre 1946 y 1947 (“Adiós pampa mía”, “Canción desesperada”, “Rosas de otoño”, “Sentimiento gaucho”, “Nobleza de arrabal”, y la milonga “Gardel-Razzano”), entre otros éxitos.

Las primeras placas editadas comercialmente de Nelly Omar como cancionista solista con el acompañamiento de las guitarras que dirigía el maestro Alberto Ortiz (otrora integrante del cuarteto magaldiano de Centeno-Ortiz- Francini y Carré), son las que conformaron la serie de discos 55000 de la casa Odeon desde 1950 y hasta 1953. Existe otra placa de 1955.

El primer disco grabado en esta condición y publicado por la Odeón fue el N° 55094 y contenía de una faz la famosa milonga del genial guitarrista y compositor uruguayo, Alberto Mastra, “Miriñaque” y completando la edición la canción criolla de Francisco Amor (el cantor de Canaro que también la había hecho famosa en radio y que llevo al disco años antes, ) “Mulita”.

El disco grabado el 25 de abril de 1950, alcanzó una difusión extraordinaria, en base a una cantidad importante de placas vendidas. Al poco tiempo, el día 28 de julio, Nelly volvió a los estudios de la Odeón para registrar en la cera, el precioso tango de Pedro Maffia, Cátulo Castillo y Homero Manzi “Cornetín” (matriz 17738) y el vals de José Betinotti “Desde entonces” (matriz 17737) que es aquel mismo que Gardel grabara bajo el titulo de “Como quiere la madre a sus hijos”, famoso todavía por la personificación de Hugo Del Carril en la pantalla cinematográfica, en ocasión de rodar con tutela de Homero Manzi, la película “El último payador”. Estas tomas fueron publicadas en el disco Odeón N° 55139.

Hacia 1951, Nelly graba otras dos placas con guitarras:

Disco Odeón 55301: que contenía otra hermosa canción criolla de Andrés Domenech, Rubbione y letra de Don Alberto Vacarezza, intitulada “Boyera” (matriz 18166) y la hermosa milonga de René Ruiz (gran compositor de tangos y piezas camperas famosas, buen cantor integrante del dueto Ruiz-Acuña, injustamente relegado) con versos del notable poeta Gualberto Gregorio Márquez “Charrúa”, “Tata no quiere” (Nótese que otro de los poemas famosos de Charrúa fue “Temblando” que con música de Alberto Hilarión Acuña, el compañero de Ruiz, que llevaron al disco Ignacio Corsini y Troilo con Fiorentino en los cuarenta y que también cantó Nelly Omar). Merece destacarse que Nelly Omar canta la melodía original creada por Ruiz, a diferencia del arreglo que Troilo o alguno de sus inmediatos colaboradores le hizo para la grabación que Pichuco efectuara en RCA VICTOR con el vocalista Aldo Calderón.

El segundo disco del año 1951, fue el Odeón N° 55368 integrado por otra canción criolla de excepción intitulada “Pacencia” (matriz 18239) del colosal guitarrista folklórico Abel Fleury con versos del poeta José Ramón Suárez (autor de “Brindis de sangre”, también con Fleury. No confundir a José Ramón Suárez con José León Suárez el jurista, ni con Yamandú Rodríguez el poeta uruguayo ni mucho menos con el poeta y autor cinematográfico José Ramón Luna. Hago estas aclaraciones porque en otras publicaciones en papel y web, he visto que los entremezclaban impunemente). Del otro lado el disco, nos depara un vals mágico de Enrique Mario Francini y Carlos Bahr “El mismo dolor” (matriz 18240). Estos temas fueron grabados el 16 de octubre de 1951.

La canción criolla “Pacencia”, que cantaba Néstor Feria por radio, aunque no llegó a grabarla (hay un buen registro de Oscar Alonso), cuenta la historia de un gaucho que abandonó a su compañera, la cual estaba esperando un niño que a su vez muere al nacer. Sin embargo, la mujer cree estar junto a ellos, al retirarse de su tapera y dirigirse con su yunta de bueyes por el camino de tierra. El juego de metáforas entre su hombre ausente y su hijo muerto con sus animales, su carreta y el campo, es de una genialidad elocuente poca veces alcanzada en el género gauchesco (de no mediar por algunas cosas increíbles de Martínez Payva). Algunos pasajes de esta canción criolla son de un vuelo literario de extrema calidad y sensibilidad artística y Nelly Omar, demostró ser una perfecta intérprete para las cosas de tierra adentro. No corresponde discutir aquí, si la literatura gauchesca tradicional y los poemas criollos del siglo XX, forman parte o no del mismo género en el arte popular.

En 1952, la casa Odeón la contrató para grabar otro disco, el N° 55494. Este registro del 24 de septiembre contaba con la conocida milonga de Alberto Hilarión Acuña y González Casalla “Tu vuelta” (uno de los mayores triunfos de Nelly Omar en su carrera) (matriz 18612) y la canción criolla, pero en este caso, arreglada en tiempos de vals, “Misterio” (matriz 18611), poema del Viejo Pancho, José Alonso y Trelles, musicalizado originalmente por el cantor y guitarrero uruguayo Américo Chirirff. Esta pieza formó parte del repertorio gardeliano entre los años 1929/1931.

En 1953, Nelly Omar nos legó otras dos placas discográficas en la Odeón. El 23 de enero llevo al disco la zamba del Chon Pereyra y Celedonio Flores (tan popular en boca del dúo Magaldi-Noda), “Farol de los gauchos” (matriz 18790) y la canción criolla de Abel Fleury y Claudio Martínez Payva “Chumbale a los perros” (Matriz 18789). Estos temas integraron el disco N° 55581. Mientras que en la placa N° 55855, se publicaron la canción valseada de Roberto Díaz (gran cantor de los años veinte) y Oreste, “Aguelita que hora son” (Roberto Díaz la grabó en Víctor; en los tiempos de la versión de Nelly Omar, Floreal Ruiz la registró con la orquesta de Francisco Rotundo); y el estilo de Gardel-Razzano “Suena guitarra querida”. Estas tomas se efectuaron el 20 de noviembre de 1953, bajo las matrices 19241-19242 respectivamente.

No se conocen registros comerciales de la cancionista en 1954, pero si uno de 1955. En otra serie de la casa Odeón se publicaron dos curiosas versiones con el N° 41190: la milonga de la propia Nelly Omar y Cufré “Pa Dumesnil” (matriz 20190) y el vals de Moranese y nuevamente Cufré “Que el cielo te proteja” (matriz 20191). Este disco grabado el 27 de mayo de 1955, es el 78 rpm mas difícil de conseguir de la señora Nelly Omar.

Posteriormente, la señora dejara de grabar hasta la época de los LP. En esta primera tanda, Nelly Omar nos cantaba con excelsitud lo mejor de su repertorio criollo. Colaboraron en guitarras Alberto Ortiz, Julio Vivas, los hermanos Marano y Roberto Grela entre otros. Luego, lo haria el conjutno de Jose Canet.

Actualizado ( Sábado, 23 de Julio de 2011 23:01 )  

Buscador

Contador de visitas

mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterHoy59
mod_vvisit_counterAyer161
mod_vvisit_counterEsta semana59
mod_vvisit_counterEste mes3140
mod_vvisit_counterTodos399502